Acierta con la implantación d elas grúas torre

GRÚAS TORRE; ubicación y numero en obra.

APRENDE PASO A PASO LAS DECISIONES QUE TIENES  QUE IR TOMANDO  PARA ACERTAR CON EL NÚMERO Y  UBICACIÓN DE LAS GRÚAS TORRE DE TU OBRA.

 Grúas Torre en su ubicación correcta un acierto; grúas torre mal ubicadas, una torutra que sufriremos toda la obra. Porque afectarán directamente a la organización de nuestra obra. No sólo es importante la ubicación, sino el número adecuado de Grúas Torres, el segundo gran éxito.

 Cuando planificamos económicamente la obra, (una de las primeras tareas que  solemos llevar a cabo los Jefes de Obra), ya debemos saber cuál es el número exacto  de grúas que vamos a utilizar, y por cuánto tiempo y para ello su ubicación es importante conocerla.

Por el contrario, si nos equivocamos en estas decisiones, lo sufrimos durante casi toda la obra, y lo sufrirán todos los participantes en la misma que requieran de este medio de elevación.

Al final, podemos continuar penando perjudicando la producción mensual, y los ánimos de todos los intervinientes; o bien, solucionarlo, para lo que tendremos que desembolsar una cantidad importante de dinero, que lo más seguro, es que no tengamos previsto, en cuyo caso, prácticamente estaremos reconociendo que hicimos mal nuestras previsiones… Siempre es mejor rectificar a tiempo que seguir de forma equivocada hasta el final, pero si podemos hacerlo bien desde el principio….¿No sería mucho mejor?

Para ello se deben tener en cuenta una serie de factores, empezaremos por considerar que podemos colocar la grúa donde nos interesa, y de forma gradual iremos adaptando esa ubicación al cumplimiento de los factores que mencionábamos al principio del párrafo, y que son los que se detallan a continuación en forma de Pasos:

Pero antes, y como siempre, en la obra, tendremos bien presente, EL FACTOR ECONÓMICO, cuantas menos grúas torre dispongamos en la obra, más económica nos saldrá la implantación de medios auxiliares de nuestra obra, en principio; pues nos ahorraremos el costo de la ejecución de la zapata, (que fácilmente oscilará de 2.500 a 6.000 euros o más); el alquiler y mantenimiento de la grúa torre, Proyectos y Legalizaciones de las diferentes Grúas Torres; montaje y desmontaje, autogrúas empleadas en estas labores y por supuesto el sueldo (bruto) del gruísta; sueldos y alquileres multiplicados por los meses que va a estar la grúa en la obra, al final un coste importante, por tanto.

Ahora bien, no por intentar economizar debemos disponer menos número de grúas de las que necesitamos, porque si lo hacemos así, perjudicaremos a la producción de la obra (es decir, el plazo, y esto sí que supone mayor coste que el descrito en el párrafo anterior), ante las quejas, incluso de nuestros subcontratas (aunque llevamos el mando de la obra, hay que respetar las condiciones recogidas en los contratos), nos veremos obligados entonces a disponer en obra de otros medios auxiliares, que a la larga, serán más incómodos y más caros.

¿Cuál es la solución entonces? Como venimos diciendo, es tomar la decisión más acertada para cada caso, y para ello analizaremos cada Paso:

PASO 1: ESTIMACIÓN DEL NÚMERO DE GRÚAS.
Si conocemos nuestro plazo (plazo contractual), también conocemos el plazo de ejecución que tenemos para la realización de la estructura, la experiencia nos ayuda enormemente, sin necesidad de elaborar un Planning de Tiempos, aunque éste siempre es deseable (imprescindible si no cuentas con mucha experiencia) y en la mayoría de las constructoras se le exigirá al Jefe de Obra.

Pongamos por ejemplo que tengo 20.000 m² de forjado, son cálculos estimados a grandes rasgos, no hace falta ser minucioso en estos momentos, ya llegará el momento de ser detallista… Supongamos que tenemos que realizar un edificio en 18 meses (un plazo habitual actualmente). De entrada ya sabemos que la estructura (no la cimentación) nos va a llevar de 4 a 6 meses (estos datos están basados en la experiencia), también sabemos que solaparemos con la albañilería de 2 a 3 meses…

Igualmente la experiencia nos dicta el otro dato necesario: los m² de estructura que puede desarrollar una grúa torre, que son aproximadamente 1.500 m² a 2.400 m², no debemos ser optimistas pensando que vamos a desarrollar más, ni llevar la obra de forma relajada pensando que ya recuperaremos en otras fases… La estructura al ser un camino crítico largo, es muy relevante a la hora de tener en cuenta estos datos.

En un primer cálculo, tendré en cuenta el dato más conservador:

20.000 m² / (1.500 m²/Ud. grúa torre x 6 meses de plazo para ejecutar la estructura) > 2. Si somos capaces de ejecutar la estructura camino crítico con el número de grúas resultante, seremos capaces por tanto, de ejecutar el resto de la obra, con este número de grúas torre. Y en todo caso, siempre en momentos concretos de mayor acumulación de producción de diferentes unidades de obra, podré disponer de otros medios auxiliares de apoyo, que tendré además previstos.

El primer dato que obtenemos es superior a 2, si hacemos los cálculos con 4 meses, apretando el acelerador, obtenemos algo más de 3 Uds. Por lo tanto, puesto que nunca renunciaremos a superarnos elegimos 3. Si no os convence, probad a comparar el coste de esta grúa de más (de 2 a 3 uds) contra los indirectos totales de dos meses de ejecución de obra (más cálculos rápidos, los CI de una obra suponen el 18% al 22% del coste directo, aproximadamente, de la misma)… Haced los cálculos. Por supuesto, los precios del alquiler de grúas han bajado considerablemente, pero aún con los precios más altos, los datos económicos hablan por sí solos… Eso sí, en una obra de dimensiones más reducidas, como puede ser, una vivienda unifamiliar, no aplica…

3 es el número de grúas torres que debemos considerar en un principio en nuestro ejemplo.

PASO 2: REPLANTEO DE SU UBICACIÓN.

YA QUE EL SEGUNDO DATO QUE NOS VA A CONDICIONAR EL NÚMERO DEFINITIVO, de Grúas Torre a Instalar, SERÁ LA FORMA DE LA EDIFICACIÓN A CONSTRUIR.

Para ello y antes de proceder a su ubicación, en todos los casos procuraremos cumplir los siguientes PASOS, tenemos como variable a nuestro favor, la longitud de la pluma, si ampliándola, no conseguimos cubrir toda la obra, tomaremos otras decisiones, de las que hablaremos más adelante. Ahora veamos cuáles son las premisas que deben cumplir cada una de nuestras grúas:

PASO 2.1: Cada grúa debe acceder a la zona de descarga de camiones correspondiente a cada grúa, sin necesitar el apoyo de otra grúa, o de otro medio de elevación. Debemos tener claro las calles de acceso a nuestra obra, las zonas de circulación, las zonas de acopio, etc… Es necesario aquí hacer unas puntualizaciones:

Ninguna grúa torre debe sobrevolar por encima de peatones u otras edificaciones. Esto no afecta normalmente a su ubicación, pasa por ser muy estricto en las instrucciones al gruísta y el seguimiento de su cumplimiento.

* No dejaremos que constructores vecinos sobrevuelen nuestra obra con sus grúas.

* Cuanto menor pluma tengan mejor, más barato el alquiler, menor recorrido y barrido de la grúa (favorece la seguridad, el seguimiento del gruísta, la rapidez de descarga), mayor carga podrá soportar en punta a igualdad de condiciones…

PASO 2.2: En un edificio, la instalación de la grúa afectará a determinadas unidades de obra, que no se podrán realizar y/o rematar por la existencia de dicha grúa y hasta el desmontaje de la misma. Por ello, debemos instalarlas perjudicando a zonas cuyas unidades sean las más tardías (en inicio, y en con menor plazo de ejecución) en nuestra Planificación de Tiempos, como por ejemplo, zonas de urbanización, cuidando de no interceptar servicios, tuberías etc….

En mucho edificios, estas zonas de urbanización, están sobre garajes (de una, dos o tres plantas, o incluso más…), en este caso, la recomendación es seguir surcándolas ahí, pero dejaremos en la estructura previsto (en el perímetro de ese hueco), de forma fácil, la ejecución de ese tramo  de estructura, cuando hayamos desmontado la grúa, con armaduras a la espera, y otros sistemas como pueden ser dejando a la espera perfiles metálicos, etc.., que nos faciliten sobre todo el apuntalamiento, el encofrado sin afectar a huecos inferiores en el mismo plomo, porque de esta manera podemos agilizar e incluso ejecutar todos los huecos de una vez, sin tener que esperar un sucesión de desencofrados, que es lo que más tiempo de ejecución nos va a llevar en la reposición de esos tramos de huecos, idearemos una forma de poder encofrarlos todos a la vez, en el caso de que hayamos afectado a más de una planta, eso sí, SIN CONTRA ANDAMIOS que están prohibidos.

En el caso de afectar a garajes enterrados, mejor que sea en zonas de circulación que no en el interior de cuartos técnicos, por las unidades de obra que se van a ver afectadas.

PASO 2.3: Lo importante es ubicar la grúa torre fuera de edificaciones en altura, por lo mencionado anteriormente, si no tenemos urbanización, buscaremos el patio de luces, zonas de retranqueo, etc…

Las grúas Torres NO se deben instalar en escaleras de edificios en altura (aunque dispongamos de más de una): el plazo que llevaría su ejecución, por cortar vías de acceso a la obra, por la incidencia de la grúa en la impermeabilización de cubierta, y de ésta en la entrada de agua, los daños de dichas filtraciones sobre todas las plantas del edificio, en las zonas adyacentes a la escalera, nos los podemos imaginar y por ello hay que evitarlo. Si existen escaleras desde la urbanización sólo al garaje no coincidentes con edificación en altura, la cosa cambia, y es una posible ubicación a analizar.

No recomiendo la instalación de la grúa sobre el hueco del ascensor, pues la ejecución de la albañilería del mismo, sólo controlaríamos la pared del interior del edificio, no del hueco, dejándolo lleno de rebabas; los medios auxiliares que necesitaremos para enyesar ese hueco, los remates en cada planta del recibido de puertas, rebaba grandes nos pueden variar las dimensiones del hueco, los daños producidos por la grúa al desmontarla, las posibles filtraciones igual que en el caso de la escalera, no podemos controlar los trabajos dentro del hueco al desmontar los tramos de la grúa, tampoco podemos observar el estado de soldaduras y demás componentes de la grúa durante la ejecución.

PASO 2.4: Revisión de la incidencia de la zapata de la grúa sobre la cimentación proyectada. Será muy difícil evitarlo al 100% y dependerá de las características de cada Proyecto. Intentaremos siempre evitar que coincida la zapata de la grúa torre con otra zapata de la cimentación, pero si nos es imposible, intentaremos que dicha incidencia, sea sobre el menor número de zapatas posibles.. Por supuesto, jamás impedirá la construcción de pilares y/o muros (ni su desencofrado)…

Cuando tengamos coincidencia, dibujaremos una zapata que absorba la de la grúa y la de la cimentación completas, o que absorba varias, si la incidencia es sobre varias. Imaginaos lo importante que es este punto, pues la zapata de la grúa puede acabar siendo de grandes dimensiones, siendo además de gran canto, y estando armada normalmente bastante, el coste se dispara…

La zapata de la grúa será sometida a cálculo estructural por supuesto. Cualquier ingeniería de la empresa de alquiler de grúas te facilitará sus dimensiones y su armado, pero siempre deben ser revisados y aprobados por la Dirección Facultativa previamente.

* La zapata de la grúa puede llegar a estar calculada para cargas excéntricas, es decir, podemos dejar este paso perfectamente definido, y necesitar desplazar el mástil de la grúa, no así la zapata de la misma, para cumplir con el siguiente paso. Dicha zapata se calculará excéntrica.

Y cuando tengamos una propuesta bien analizada, se la presentaremos siempre, en todos los casos, a la Dirección Facultativa para que autoricen: la ubicación (con y sin incidencias); y los cálculos de esa zapata de la grúa, en los que se habrá tenido en cuenta la incidencia con otras zapatas. Lógicamente la Dirección Facultativa debe revisar esa incidencia y cálculos estructurales por la importancia que tienen, así que… cuanto antes se empiece con todas estas gestiones mucho mejor, si no queremos retrasar la obra.

* Aunque nuestra zapata de grúa torre no coincida con otra zapata de la cimentación,su proximidad a las zonas de descarga de otras zapatas, hay que revisarla igualmente en cuanto a cálculos estructurales, se refiere…. 

* Ojo con la incidencia de la zapata de la grúa torre sobre taludes, muros de contención, pilotes y otras pantallas, hay que tenerlo en cuenta en el cálculo de dicha zapata y de dicha pantalla, es decir, antes del comienzo de la obra!!!!

Haremos las correcciones de ubicación necesarias para cumplir este paso.

PASO 2.5: Una vez decidido la ubicación COMPROBAREMOS la incidencia del hueco de la grúa torre con la estructura, ha llegado el momento de ser más detallista, tendremos los datos de las dimensiones de la grúa, incluido de su mástil; evitaremos incidencias con jácenas, zunchos y pilares que afecten a zonas de la edificación…

…con ello quiere decir que si estamos estorbando a un pilar de una pérgola de la urbanización, tendrá la consideración menor que hemos explicado anteriormente.

En ningún caso, podemos afectar a elementos relevantes de la estructura.

Lógicamente viguetas, o algún tramo de losa pequeña (donde no se varíe su forma de trabajo) quedará afectada, y nosotros tendremos previsto la forma de construir este tramo, que será rápida y eficaz, una vez desmontemos la grúa, y siempre de zonas muy concretas de la obra, es decir, urbanizaciones, garaje…

Nos aseguraremos además que las zonas adyacentes a dicha grúa torre, o mejor dicho, al hueco producido por la grúa torre, tienen su estructura portante completa y adecuada…

Por supuesto, y como he mencionado antes, todo ello previamente autorizado por la Dirección Facultativa de la obra.

Haremos las correcciones de ubicación necesarias para cumplir este paso.

PASO 2.6: Debemos además tener en cuenta la separación de la grúa (de su mástil) a forjados y fachada, se debe prever la colocación de los medios auxiliares que usemos en la construcción de éstos, sobre ancho de encofrados continuos, zona de acodalamiento de tabicas, andamios de fachada, la separación de éstos a fachada, las separación de seguridad, y el movimiento que tiene la grúa, que sufre mayores desplazamientos, cuanto mayor es su altura…

Haremos las correcciones de ubicación necesarias para cumplir este paso.

PASO 2.7: Es momento de observar el barrido de la grúas superponiéndolos en un plano… ¿quedan espacios muertos de obra donde no acceda ninguna de ellas?, debemos jugar con las posibles combinaciones que nos dan los diferentes longitudes de pluma (teniendo en cuenta que los últimos 1,5 metros o 2 metros finales de la pluma, el carro no llega, por lo tanto, la carga tampoco), sabiendo que van en tramos de 5 en 5 m. Este es un trabajo de tanteo, de ir probando diferentes posibilidades. 

PASO 2.8:  Es la hora de tener en cuenta las distancias en horizontal y en vertical entre grúas y de éstas a otros edificios o elementos emergentes.

Por último, debemos analizar no la altura de las edificaciones existentes, sino éstas más la antena y el pararrayos tanto de nuestra edificio como los de edificios bajo barrido de nuestra grúa, si no cumplimos con esta altura (a tener en cuenta los hasta 6 metros de eslingas o cadenas colgantes de nuestra grúa), entonces debemos separarnos en horizontal la distancia dictada por la normativa, y esto nos puede devolver al PASO 2.7 o incluso anteriores.

PASO 3: Confío que hayas dado con la solución, si después de haber hecho un gran esfuerzo y haber analizado los posibles escenarios, sigues sin encontrar soluciones…, puede que el número estipulado inicial tenga que ser revisado y empezar de nuevo todo el proceso. Pero antes de eso, veamos otras posibilidades que quizás nos interesen más:

PASO 3.1: Si el punto muerto (sin barrido de grúa) es mínimo, una esquina, analiza qué elevaciones, descargas y unidades de obra son las que se verán afectadas, porque si se trata de un esquinazo, tendremos afectado el hormigonado…(claro que en este tipo de obras bombeamos, así que ya no existe este problema…

* Cuidado con la altura del edificio, si es muy elevado, el camión grúa no llegará a más de 26 m en vertical, si además hay tramo en horizontal a salvar, el alcance será menor,

….y se vería afectada la fachada, en este caso, y si sólo es eso, dejaría 3 grúas, y haría la previsión de otro medio auxiliar, como por ejemplo camión grúa, para casos concretos, con tiempos de ejecución cortos o muy intermitenteses cuestión de analizar costes y ver qué nos interesa más.A igualdad de costes, nos interesa tener la obra lo más organizada posible, evitando sorpresas (como el retraso en el servicio de un camión grúa, etc…)

PASO 3.2: Si la zona sin barrer es más amplia, o afecta a muchos meses de ejecución, sería deseable recurrir a otra grúa, o prever otro medio que cubra esta zona. analizar costes.

PASO 3.3: Podemos volver a plantear el tema con una grúa más, desde el primer paso. En nuestro caso 4, pero eso sí, observa que aunque con una grúa más, si no llegan todas a descargar directamente camiones, no desarrollan más trabajo que 3. La explicación es sencilla, si una grúa está supeditada al apoyo de otra u de otro medio auxiliar previsto para cubrir otra zona diferente, podemos montar un colapso en la zona de la primera grúa, ya que tendrá que esperar tiempos muertos de la segunda o dejar paralizado su zona, aunque en un principio pensemos que con una hora al día o dos es suficiente y no ocasionaremos demasiado trastorno a la obra… Si ésta está bien llevada y a pleno rendimiento, el trastorno será gordo, y nunca será buen momento… Tened en cuenta que en las fases de mayor uso de la grúa, cada grúa puede llegar a descargar al día de 2 a 4 camiones (o trailers), según el tamaño de la obra… y esto lleva su tiempo….

PASO 3.4: Hay que tener en cuenta que en muchas ocasiones se montan grúas sólo para una fase determinada de la obra, con la previsión de desmontarlas antes de lo normal… por ejemplo, si llegamos a una urbanización con varias edificaciones en construcción cercanas a nuestra obra, y somos los últimos constructores, es más que probable que tengamos muchos problemas para colocar nuestras grúas ya que inciden con las de los constructores vecinos ya existentes. Para ello:

o Si hay colaboración entre ellos, se puede llegar a reducir pluma de la grúa del constructor vecino, o incluso altura, siempre que el segundo corra con todos los gastos y sea fuera de horas normales de producción. analizar costes de todo el proceso, porque está claro que quien llegó primero… no va a correr con los gastos.

o O bien, por necesidades se decide colocar grúas más bajas de lo normal (llegarán a chocar con nuestro propio edificio) que desarrollen la mayor parte del trabajo en estructura, y cuando es necesario seguir construyendo hasta arriba se desmontan, quedando estas zonas pendientes de otros medios (de mayor coste) que ya tenemos previsto en el coste de nuestra obra. Analizar costes y además, fijaos también la importancia que cobra el desarrollo de la obra, si es un edificio de un único volumen está claro…, pero si es una obra con varios bloques, es imprescindible saber el orden de la obra.

Seguro que estáis pensando que hay que saber muchas cosas y tenerlas claras antes de empezar una obra, si tenemos experiencia, la falta de tiempo con la que solemos contar es un problema, pero si además nos falta experiencia es casi un imposible… 

Esta tarea, la de ubicar las grúas y decidir su número adecuado, es un trabajo que requiere varios tanteos, algo de tiempo y creatividad, así que ánimo…. Lo que te aseguro es que el tiempo empleado, así como los quebraderos de cabeza, tendrán su recompensa a lo largo de la obra... Lo contrario también se verá y se sufrirá durante toda la obra.. Todos los intervinientes en la misma, o la gran mayoría, también notarán en su día a día este trabajo de planificación previa... La economía de la obra se verá de forma directa afectada… Son muchos los motivos por los que se deben cuidar estos detalles, y por supuesto, también tu calidad como profesional se verá salpicada, tanto para bien, como para mal.

Ni qué decir, que debemos cumplir y observar toda la normativa vigente. Debemos observar el cumplimiento de la normativa en relación al montaje, uso y desmontaje de la grúa torre. Deberá estar Legalizada por el Ministerio de Industria y por el Ayto correspondiente. Y por supuesto cumplir toda la normativa de Seguridad y Salud en la obra, especial comunicación hay que tener con el operador de la grúa torre, y por tanto, su seguimiento también debe ser constante.

Y ya por último, a la hora de replantearla, por favor, extremad la precaución, las comprobaciones en precisión y número, recurriendo a topógrafo, si fuera necesario, y aún cuando éste intervenga, mi recomendación es que se hagan las oportunas comprobaciones del replanteo. De nada sirven nuestros esfuerzos si se cometen errores en la obra, éstos ocurren, pero las revisiones los detectan y solventan a tiempo.

8 Comments

  • ana gallego nuñez

    Reply Reply 25 enero, 2018

    Felicitaciones por el artículo de ubicación de la grúa, me ha parecido muy detallado. Son muchos los factores a tener en cuenta a la hora de instalar grúas, y son las grandes olvidadas en los proyectos y en la planificación inicial de las obras.
    Trabajo llevando direcciones de ejecución (entre otros) y soy profesora de grúa torre en Galicia, y me ha gustado la precisión que has tenido explicando la repercusión económica que puede tener la grúa en obra.
    Desde mi experiencia, me he encontrado en obras en la que los jefes de obra no realizan un cálculo de la repercusión económica encajado con la planificación de la obra y muchas veces piensan que la obra les saldrá mas económica utilizando otros medios (camiones grúa, montacargas,…) , al finalizar la obra en muchas ocasiones se han dado cuenta de que han gastado mas acumulando horas de camión, y que no saben como las van justificar, lo que se las acaban imputando a otras obras.
    Se debería tener mas en cuenta estos medios (grúas, andamios, etc) en los proyectos y en la planificación de obra, ya que son habitualmente los grandes olvidados.

    • Isaura Ardila

      Reply Reply 26 enero, 2018

      Muchas gracias Ana por tu opinión, y las aportaciones de tus experiencias en obra. Estoy de acuerdo contigo, si se valorara el coste de decisiones incorrectas en la obra, más de uno se asustaría. Cuando en la obra no se consiguen los beneficios económicos, suele ser la suma de muchos fallos, algunos precisamente están relacionados con decisiones mal tomadas desde el principio en relación a medios auxiliares y costes indirectos.

      Gracias de nuevo por participar en este blog, me parece muy interesante la labor que desempeñas como formadora.

  • Raul Almonte

    Reply Reply 21 febrero, 2018

    ¡¡Excelente post!!. He leído cosas por ahí, medio sueltas y muy generales. Me atrevo a decir que es la primera vez leo un articulo tan detallado sobre este tema tan importante. Celebro este articulo y voy a compartirlo. ¡MUCHAS GRACIAS!

    • Isaura Ardila

      Reply Reply 21 febrero, 2018

      Muchas gracias Rául, un placer poder conectar así y entender la importancia de los temas que trato. Gracias por compartirlo.

  • Luis Cano

    Reply Reply 13 abril, 2018

    Buenos días Isaura,

    Cuánto tiempo!

    Qué gran artículo. Me lo voy a guardar y lo voy a enseñar a los JO que controlan menos y plantean soluciones poco lógicas.

    Saludos!

    • Isaura Ardila

      Reply Reply 13 abril, 2018

      Hola Luis, ¿Cómo estás? Qué alegría me das. Ha pasado mucho tiempo, espero que todo te vaya fenomenal.

      Gracias por haber dejado tu opinión, viniendo de un profesional dedicado a las grúas torres, es todo un placer leer esas palabras. Me alegro que te haya gustado, y que decidas compartirlo.

      Ya sabes dónde localizarme para lo que necesites.

      Un abrazo,

  • Construcción S.A.

    Reply Reply 26 julio, 2018

    Buenas tardes:

    Me queda una duda; ¿exactamente a cuanta distancia mínima puede quedar, por ley, la grúa a otro edificio?

    Gracias, un saludo.

    • Isaura Ardila

      Reply Reply 26 julio, 2018

      Tu grúa nunca debería pasar por encima de otro edificio, y ninguna grúa debería pasar por tu obra, y tampoco con carga por encima de peatones.

      Dicho esto la distancia a otro edificio en horizontal, la separación creo recordar eran 2 m como mínimo. Y en vertical nunca le dejaría menos de 6 m, considera que la carga y la eslinga.

      Por supuesto, como ya sabes, estos detalles siempre debes consultarlos con la empresa encargada del alquiler y montaje de la grúa, así como del proyecto de instalación y legalización de la misma.

      Un abrazo

Leave A Response

* Denotes Required Field