ERRORES gestionando

¿CUÁNTO DINERO HAS PERDIDO POR OBRAS RETRASADAS?

¿Perdido por obras retrasadas? ¿Sabes qué has dejado de ganar en cada una de las obras retrasadas de tu constructora?

Y ten en cuenta que no he dicho entregadas tarde con penalización, que también se incluyen, sino por retraso de obra, aunque se entreguen a tiempo.

Quizás nunca te hayas planteado esta pregunta, puede que te abrume averiguar los beneficios económicos que se dilapidan por este motivo (obras retrasadas), y hasta que su toma de consciencia o recuerdo te ponga de mal humor. No es mi intención arruinarte el día, ni mucho menos.

Y es que llevar una constructora es para valientes, siempre lo he pensado. No quiero estropearte el día:

Pero sí que te des cuenta que hay procesos en tu constructora, fuera y dentro de la obra, que operan y perjudican, no sólo a los resultados, sino a todos los involucrados.

¿Cuándo debemos actuar para evitar estar perdido por obras retrasadas o perder dinero?

En su bestseller, «Las 21 Leyes Irrefutables del Liderazgo»
John C. Maxwell, hace referencia a lo importante que es tomar buenas decisiones y
hacerlo en el momento oportuno, concretamente en su Ley número 19, La ley del
Momento Oportuno.
cuándo actuar frente al retraso de una obr apara evitar pérdida de dinero

El cuadrante indica los resultados que obtenemos según lo adecuado de las decisiones y el momento en el que se tomen.

Soy consciente de que en la mayoría de obras retrasadas, la dirección de la constructora toma sus decisiones de forma adecuada, pero...

¿Ocurre lo mismo con el momento en el que se toman las decisiones en una obra retrasada?

A menudo el papel no refleja la pérdidas por obras retrasadas. Pérdidas de oportunidad, o el importe verdadero en coste que tiene una obra retrasada.

Durante más de 18 años como jefe de obra, y más tarde como consultora de empresas constructoras: 

He comprobado cómo decisiones tardías sobre procesos ineficientes, han supuesto un incremento en el coste del servicio prestado, es decir, de la obra.

 Reaccionar tarde y postergar decisiones en obra, cuesta dinero y otra pérdidas por retraso en la obra.

El negocio al que te dedicas, ganar dinero construyendo, no perdona.

No digo que sean decisiones siempre desafortunadas por parte de la dirección de la constructora, habría que analizar el contexto y las prioridades del momento. 

Aunque esto ya en sí, constituye un buen punto de partida a analizar.

No cabe duda, que las decisiones correctas tomadas tarde, cuestan dinero en la obra.

Son cuestiones que producen desviaciones y cuya responsabilidad queda diluida.

Pero en el día de hoy no estamos por señalar responsables, no se trata de eso.

Se trata de que recapacitemos que:

Requieren soluciones sin dilación, y
hay un momento idóneo para ello;
cuanto más se retrase la solución, más coste tendrá la obra, y también tendrá otras desventajas en la motivación del equipo de obra y en los resultados y objetivos finales de la obra.
relación entre el tiempo que pasa en solucionar una obra y su coste final

Es en estas ocasiones donde la obra empieza a costar más dinero. Es decir, no sólo el retraso de obra sino las pérdidas por decisiones tardías.

Un ejemplo muy claro:

Cuando vamos retrasados y posponemos reforzar recursos, o tomar otras medidas resolutorias, por inercia, costumbre o porque hay otras prioridades que tapan la emergente.

¡Cuántas veces es al final cuando se vuelca todo el esfuerzo de la constructora! para evitar más pérdidas sin tener en cuanta lo que ya has perdido por obras retrasadas.

- Aparece la ayuda tan deseada

- la burocracia se flexibiliza, lo que antes era un camino lleno de espinas, ahora fluye.

- todos los departamentos facilitan la consecución del objetivo.


En cada obra retrasada que he podido vivenciar, o analizar, se da esta casuística.

No digo que el motivo del retraso sea necesariamente debido a la organización de la constructora, no.

Tampoco que sea éste el único motivo, tampoco.

Pero cuando nos decidimos a tomar el toro por los cuernos en la recta final de la obra, intentando evitar penalizaciones y entregar a tiempo...

En este momento has perdido oportunidades y dejado de ganar dinero.

Para hacer de forma apresurada, es decir estresante, lo que de otra manera hubiera sido más relajado y con menor coste.

Y aquí la palabra coste, la puedes extrapolar no sólo al dinero, sino al esfuerzo, al coste emocional, incluso a la motivación e insatisfacción de los empleados que tan difícil es mantener.

Incluso a tu propia salud mental.

Ahora bien, estoy segura de que si has llegado hasta aquí, te has sentido identificado.

La pregunta es: ¿Qué podemos hacer para evitar estar perdido por obras retrasadas?

Es desalentador, sobre todo, para la dirección de la empresa, tantos esfuerzos para recoger pobres resultados.

¿Cómo trabajar y aunar esfuerzos para no vernos sumergidos en springs finales de infarto?

Responder esta pregunta es sencillo:

Mejorando cada proceso involucrado y la formación del gestor.

Mejorar no es poner más restricciones, ni controlitis, ni complicar cada paso aún más.

Mejorar es hacer que las cosas fluyan manteniendo el necesario control, pues es tu responsabilidad, y hay en juego muchos temas importantes, como:

·         la estabilidad de la propia empresa,

·         el sueldo de tus empleados, y, por supuesto,

·    tu estabilidad y satisfacción emocional. Pues uno se hace empresario motivado por un propósito lejano a la situación relatada.

Ahora te preguntarás cómo mejorar cada proceso en tu empresa.

Es todo un trabajo donde intervienen muchos factores, de hecho, es lo que hago cuando me contratan como consultora en una constructora:

1.       Analizo cómo funciona cada flujo, no sólo en la obra, sino en el resto de departamentos de la constructora.

2.       Analizo donde están los cuellos de botellas,

3.       los estancamientos,

4.       las grandes dificultades y las piezas del engranaje que no están funcionando.

Y no me refiero a que haya empleados que estén fallando, o que no sean válidos, sino al sistema que está fallando, o el punto del mismo que no funciona.

No analizo personas, analizo sistemas y flujos de trabajo.

Pues las personas que no funcionan se caen por sí solas de un sistema puesto a punto.

Y además, sobre este tema de la validez, aptitud, actitud, habría mucho que hablar. 

Me gusta entender la empresa como un engranaje completo, donde el buen funcionamiento de unas piezas impulsa el de otras, y viceversa.

Y para los que ofrecen resistencia (¿recuerdas el cuadrante anterior?), los procesos harán su labor.

¿Qué procesos necesitan ser revisados y mejorados?

Te sorprendería los flujos de trabajo que no funcionan en tu empresa y son protagonistas día a día, ralentizando, complicando, restando motivación o productividad, e incluso, mermando la moral de tus empleados, o la satisfacción de tus clientes.

Y es una pena, porque ya es difícil conseguir adjudicaciones y todo el esfuerzo que conlleva la ejecución y gestión de una obra, como para que se vaya al garete por procesos que se han descuidado, o que sencillamente no se reconocen.

Te pongo un ejemplo, muy importante:

El customer journey

analizo el customer journey de tu constructora

Un concepto que en otros sectores es muy reconocido y en el nuestro sorprende a algunos clientes.

Sí, les sorprende que analice la experiencia del cliente en tu empresa, desde que llama a su puerta para solicitar un presupuesto.

Lo que es mejor, les sorprende gratamente cómo cambios sencillos mejoran esta experiencia notablemente y con ella la percepción del cliente sobre la empresa, y aumentando la tasa de adjudicaciones.

 

La tasa de adjudicaciones de tu constructora, otro aspecto que da para mucho.

Y con ambos análisis, muchos subprocesos se reconocen en la organización de la constructora.

Y con ellos, tus empleados, se sienten más motivados, formando parte de un todo que es tu empresa.

E igual que este flujo o experiencia del cliente en tu empresa, existen muchos otros sistemas de procesos que están operando en el día a día de la actividad de una constructora.

El trabajo, las responsabilidades, los propios clientes, etc…, impiden que podamos dedicar tiempo y energía a estas tareas, tan importantes.

Y, además, la perspectiva interna es diferente a la externa.

Por eso, es muy enriquecedor y eficaz contar con un consultor externo.

     O dicho de otra manera, son muchas las ocasiones donde el árbol no te deja ver el
bosque.

Se trata de detectar todas estas mejoras, ofrecértelas en bandeja y ayudarte a realizar el trabajo más somero, para que tu constructora disfrute de un nuevo enfoque.

Te sorprendería, cómo pequeños cambios constituyen una gran transformación empresarial.

De hecho, creo que un cambio muy fuerte llevado a cabo sin contar con la colaboración de todos los que forman la empresa, es complicado de implantar, y por eso muchos fracasan.

La implantación, es una fase crítica.

Por eso, si se involucra a los empleados, sin que por ello se convierta en una batalla campal de egos, entre departamentos, etc… cosas que no nos gustan pero que existir, existen en las empresas... La fase de la implantación es más fluida.

Con mi sistema, además, puedes estar tranquilo pues a pesar de contar con los empleados tampoco se les roba el tiempo como para que sus tareas se queden sin hacer.

Estamos en otro tiempo, el de la información y comunicación.

analisis de procesos en constructoras

Montar una empresa y ser empresario del sector de la construcción tiene mucho mérito, pero el negocio en sí deja poco tiempo y perspectiva para localizar pequeños cambios amigables y unirlos todos en pos de la consecución de objetivos.

Así que si consideras que tu empresa necesita mejorar, aunque no reconozcas el proceso y:

·         no sabes por dónde empezar, o

·         no localizas exactamente qué es lo que está fallando. 

Pues

Tienes los mejores empleados

Tienes entrada de clientes recurrente

Tu cash flow es motivador.

Incluso eres un gran líder.

Pero aun así hay fricción en el servicio prestado, ya sea en el Front Officce o en el Back Officce. Ahora tiene una fácil solución: ponte en contacto conmigo.

Puedo hacer mucho por tu empresa, no sólo en los procesos de obra, en la formación de tus gestores, sino en otras operaciones de tu negocio que afectan significativamente a la obra y a sus resultados, a la moral de todos los involucrados, a los procesos, subprocesos, en las obras y fuera de ellas.

Y qué decir de la sistematización:

·         Ahorre tiempo a todos.

·         Mejore resultados

·         Permita la integración de nuevos empleados de forma más eficiente.

Contáctame y te ayudaré.


Leave a Reply

Your email address will not be published.

Responsable: Isaura Ardila Jiménez
Finalidad: Moderación de los comentarios en el blog
Legitimación: Tu consentimiento
Destinatarios: Los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de Raiola Networks. Ver política de privacidad de Raiola Networks y el Aviso Legal  (https://raiolanetworks.es/aviso-legal/)
Derechos: Podrás ejercer tus derechos de Acceso, Rectificación, Limitación o Suprimir tus datos enviando un email a ardila@procedimientoconstructivoardila.com.